Secretos de una asesina

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 4

Volví a mi apartamento, ya era tarde, fui directo al baño quitándome mi chaqueta, viendo aquella enorme herida en mi brazo. Busque un botiquín entre mis cosas para poder limpiar mi brazo, cociendo luego este, joder, en serio esto duele mas de lo que imagine. Al acabar, puse un vendaje cubriendo por completo aquella zona. Me fui a descansar, necesito recuperar las energías perdidas en este día de mierda. Acabaré con Alex, y acabare con este maldito negocio de una vez por todas.

 

Me dormí, pero por alguna razón soñé con aquel sujeto, en el sueño, me veía junto a el, en una hermosa casa de campo, de la nada dos pequeños niños aparecían y nos abrazaban con fuerza. Era un momento hermoso, de mucha paz. Hasta que unos hombres vestidos de negro comenzaron a disparar, entre los gritos, y todo vi al que creí que era mi esposo y mis dos hijos cubiertos de sangre. Desperté gritando, y sudando frio, mis manos estaban temblorosas, y mi corazón estaba latiendo mas rápido que nunca.

  • ¿Q…que rayos fue eso? Maldición. Respira y cálmate Soe.

 

Intente quedarme dormida de nuevo, pero no funciono en lo absoluto. Solo pensaba en esos niños y en el. No podía tener ninguna clase de sentimiento hacia ese chico, uno no lo conozco, dos, tengo que matarlo, y tres, jamás se fijaría en alguien con mi historial. Ya era de mañana, me aliste y vesti de negro, como siempre, es el único color que uso, y se me ve bien. Tome mi bolso con las armas y salí en dirección al edificio de este chico, creo que acabare con el primero. Me fui caminando a paso lento, pensando paso a paso que haría para acabarlo de forma sutil.

 

Me infiltre en ese edificio, evitando las cámaras de seguridad y a los guardias del mismo. El vivía en el piso número diez, así que tendré que subir muchas escaleras. Llegue al piso por fin, llame a la puerta, y un chico abrió esta y de inmediato le apunte con el arma en la frente, notando al instante el miedo de este.

  • Si haces algo, gritas, o te mueves, estas muerto. Hazte a un lado ahora.
  • ¿Q…que quieres?
  • No es de tu incumbencia ¿Cómo te llamas?
  • Soy Carter.
  • Bueno Carter ¿En donde esta Alex?
  • E…en su cuarto.
  • Llévame.
  • ¿Qué harás?
  • Cierra la boca y haz lo que te estoy diciendo.

 

Camino por un pasillo algo angosto hasta el ultimo cuarto en donde supuse que se encontraba el. Ya no hay vuelta atrás, tenia que acabar con esto de una vez.

  • ¿Hay mas chicos en este lugar?
  • Si, están en sus cuartos.
  • Ve con ellos, y no digas nada, o te mueres.
  • S…si.

 

Este chico estaba muy nervioso, entre con el a las demás habitaciones, ya estoy aquí, y bueno, se bien que ese niño no se quedara callado. Saque a todos los chicos llevándolos a la sala, todos estaban realmente confundidos.

  • Si hacen algo, el muere.-Dije en lo que apuntaba al chico que anteriormente había abierto la puerta para mi.- Tu, ve a decirle a Alex que venga aquí.

 

Nuevamente vinieron a mi esas tontas imágenes de mi sueño. Los dos niños muertos, ash, no es momento para pensar en estupideces. Tengo que estar concentrada. Aquel chico apareció y de inmediato mi corazón comenzó a latir de forma descontrolada, nos quedamos viendo a los ojos por unos cuantos segundos, pero luego reaccione. Con una de las armas apunte al chico y con la otra a los demás.

  • ¿De que va esto?¿Es una broma?
  • No es ninguna broma, estoy aquí para matarte.
  • ¿Ah?
  • Me pagaron por matarte, y si no lo hago, me mataran a mi, ya lo intentaron, y créeme que no quiero morir.
  • Espera, no tienes porque hacer esto, baja el arma y hablemos.-Levanto sus manos acercándose a mi.-
  • No te acerques, no entiendes que si no te mato ellos vendrán por mi, y saben quien soy. No puedo morir, no puedo, tengo que vengar a mis padres.- Ash maldición no puedo matarte. No se que es, pero puedo matarte.
  • No lo hagas enton.-No pudo terminar de hablar cuando se escucho un estruendo, sentí un dolor punzante en mi hombro, seguido la ventana rompiéndose en mil pedazos. Mierda, otra vez, lleve mi mano hacia mi hombro izquierdo sintiendo la calidez de la sangre, y un pequeño agujero en aquella zona de mi cuerpo. Arg! Este viejo maldito, ahora si lo mato.- Al suelo todos, ahora.-Avance hasta la ventana rota y comencé a disparar a aquellos sujetos, matarlos fue fácil, eish, en serio este señor debería contratar gente mas competente.- ¿Están bien?
  • Si.-Respondieron todos al mismo tiempo-
  • ¿Tu estas bien? .-Pregunto el acercándose a mi.-
  • Lo estoy, solo es una herida, luego me voy a sacar la bala, creo que esta ahí dentro aun.
  • ¿Qué fue eso?
  • Lo que te dije, tarde en asesinarte, ahora ellos van a matarme a mi, y a ti, y a tus amigos, tenlo por seguro. Ahora, se que va a sonar estúpido, pro si quieren vivir, tendrán que venir conmigo.
  • ¿Es una broma?
  • Kyle, escuchemos.
  • Gracias.-Me dedico una sonrisa.- Tengo mis contactos, y lugares seguros en donde podremos estar. Si no vienen ahora, les aseguro que donde los vean los van a matar.
  • ¿Podemos confiar en ti?.-Pregunto nuevamente ese chico Kyle.-
  • Ahora, mi vida también corre riesgo, así que supongo que no les queda mas opción.
  • ¿Qué diremos en la universidad?
  • No se preocupen por eso, ahora es mejor que arreglen algo de ropa, nos vemos en el callejón de abajo en cinco minutos.



Julce

#6076 en Otros
#693 en Acción

En el texto hay: bap, youngjae, young

Editado: 08.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar