Secuestrada ©

Tamaño de fuente: - +

10. ¿La secuestraron?

Gabriela'S

Abrí mis ojos de golpe, y me separé bruscamente. Limpié mi boca desesperada.

-Ésto... - comencé a decir enojada, pero luego me callé al verlo con sus ojos cerrados - ¿Isaac? - dije al mismo tiempo que llevaba mi mano a su frente.

Está hirviendo.
Hice una mueca, y tomé mi vaso de agua, para luego echárselo enojada.
¿Que por qué estoy enojada? ¡no lo se! ¡pero me molestó mucho la situación!... Lo más vergonzoso es que no se quien se arrimó primero, en el beso.

-¿Qué pasó? - dijo agitado y abriendo sus ojos de golpe. Trató de levantarse pero largó un quejido, tomando su brazo.

Me crucé de brazos y miré hacia otro lado - vete, y trae a alguien que limpie el desastre.

Isaac me miró con una ceja alzada - podrías haberte ido - dijo mirando de reojo la puerta abierta.

Me encogí de hombros - te curé, como lo hubieras echo tu por mí. De nada - dije en tono irónico.

Isaac se levantó y me miró serio - tu decisión, no mía - rió por lo bajo - ¿ya te acostumbraste al lugar?

Apreté mis dientes con furia - ¿sabes? ¡te tendría que haber dejado desangrándose en el suelo! - alce mis manos - ¡vete a la mierda!

Isaac rodó sus ojos - ¿a dónde vas?

-Me voy - dije caminando a paso veloz.

-¡Que te vaya bien! - dijo en tono divertido.

Apreté mis manos, y doblé por el pasillo, caminé un poco más, pero me detuve al frente de una puerta metálica. Al costado de ella había un reconocedor de huellas y un tablero con números.

-No - dije golpeando la puerta - ¡ayuda! ¡ayuda!

Me puse de espaldas y me arrastré hasta el suelo, me hundí en mis piernas  sollozando.

Isaac'S

Tomé mi brazo, y me apoye al lado de la puerta. Pasé mis dedos por mis labios. Seguramente fue mi imaginación.
La fiebre me hizo delirar. ¿Gabriela? ¿esa niña besándome? Que ridiculez.
Comencé a escuchar sus gritos, y golpes. Hice una mueca y sonreí de costado. Nadie se escapa fácilmente de aquí.
Tomé mi celular, y marqué el número de Trevor.

-Isaac - dijo atendiendo.

-Necesito que vengas - miré de reojo al cuerpo - vino Adam y las cosas se pusieron pesadas. Trae algunos antibióticos. El hijo de puta me disparó, y ahora la fiebre me hace ver cosas - dijo apoyando mi frente en la palma de mi mano.

-En seguida voy, ¿estas muy grave? ¿la chica?

Tragué fuertemente - ella está bien, me ayudó un poco con la herida, pero aún así no fue suficiente.

-Espera, ¿te ayudó? Isaac te dije que...

Rodé mis ojos cansado y molesto - no quiero mandarte a la mierda, ya de por sí estoy enojado y dolorido. Hazme el favor de callar y venir para acá.

Dicho eso corté, y puse enojado mi celular en el escritorio.

-¿¡Niña?! - dije yendo hasta ella - necesito que vayas a tu habitación - le sonreí y alce mis cejas - no me hagas cargarte - dije señalando mi brazo - además va a venir Trevor, creo que la última vez casi pasan a más.

Gabriela se levantó y me fulminó con la mirada - ¡te odio! ¡estúpido!

Asentí tranquilo - si, ya sé - dije tomando su brazo y llevándola.

-¡No me toques! - dijo zafando de mi agarre al mismo tiempo que entraba al cuarto.

La señalé algo fastidiado - te calmas niña, o le diré a Trevor que te haga lo que quiera. Y ésta vez no vendré por ti - dicho eso cerré la puerta de un golpe, viendo por último su cara húmeda y sus ojos rojos.

Me senté en la silla, y con los nervios a flote. Busqué en uno de los cajones, mis cigarrillos. Cerré mis ojos y suspiré profundo, hace tiempo que lo dejé, pero hoy los necesito, uno aunque sea.
Lo prendí y lo llevé a mi boca. Sentí el humo llegar hasta mi garganta, y luego lo largué por mi nariz y boca. Cerré mis ojos, y limpié mi mano llena de sangre en la camisa.

-¿Isaac? - dijo Trevor entrado con unas bolsas - Dios, estás sangrando mucho.

Negué lentamente - dame los antibióticos.

-Vayamos al hospital.

Abrí mis ojos - ¿estas loco? ¿sabes las preguntas que me harán cuando vean que es una herida de bala?

Trevor arrugó su frente - si tienes razón, déjame ver que puedo hacer - dijo levantando mi camisa.

Cerré mis ojos por el dolor, al mismo tiempo que tomaba el medicamento, y un poco de alcohol que me trajo.

-Oh mierda - dije aguantando un grito.

-Hay que hacer puntos - dijo sacando una aguja.

Lo miré con una ceja alzada - ¿que ya venias preparado?

Trevor rió - sep.

Ben'S

Dejé de comerme las uñas, y miré a Theo asustado - estamos fritos.

-No, no seas exagerado. La Dra. Judith dijo que nos iba a explicar las cosas - dijo Theo mientras se recostaba relajado en la silla.

Abrí mis ojos - ¿pero no viste la mirada en sus ojos? Eran de 'los voy a matar'



Valentina Brun (Valu Winchester)

Editado: 23.12.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar