Siempre serás tú

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 17


-Escuchaste, y la verdad es que no tengo tantas ganas de ir.

-Cómo que no. Eres joven necesitas divertirte. Ven, hablemos con Blake.

No me dio tiempo de replicar solo me tomo del brazo llevándome a la planta baja y directo al despacho de Blake.

-Mañana Kheily y yo iremos a una fiesta.--Habló Ann. Ni siquiera le importó interrumpir la conversación que tenían Blake y Andrew apenas puso un pie en la habitación lo dijo, y claro arrastrándome a mi con ella.

-Esta fue tu idea.--se dirigió directamente a mí.

-No, yo ni siquiera lo había planeado.--me apresure a aclarar. Mirando cada expresión en su rostro, que ahora era de total alivio por mi respuesta.

-Igual no lo hubiera permitido.--se dio la vuelta. Su voz fue apenas prescindible, pero para su mala suerte lo escuche.

-¿Disculpa?--Escuche un "maldición" de su parte. Eso causa una pequeña risa de parte de Andrew, Blake lo miro molesto.--Cómo que no me lo ibas a permitir, ¿sabes qué? Mágicamente ya me dieron ganas de asistir a aquella fiesta, y conste que no te estoy pidiendo permiso solo te aviso por si la dudas.

Me marche de aquella habitación, fue el inevitable no escuchar cuando los puños de Blake chocaron contra su escritorio.

-Ahora no tengo idea de como voy a ir a esa fiesta.--dije ya dentro de mi habitación.

-No te preocupes te acompañaré,  hace mucho que no asisto a una fiesta así. Ven tomemos algo de mi armario.

Hasta ahora no había entrado a su habitación y debo de decir que la decoración era hermosa cada detalle estaba especialmente cubierto por la personalidad de Ann.

Me prove unos cuantos vestidos, a mí no me convencían del todo.

-Debo de recordarte que yo soy más alta que tú por lo tanto tus vestidos me quedan muy cortos, voy a una fiesta no soy stripper--sus carcajadas se hicieron presentes en la habitación.--,además mi cadera es más ancha que la tuya, e incluso mi cintura.--puntualice.

Movió los labios pensativa.

-Ya lo tengo, vamos de compras.

-Me parece una gran idea, además necesito salir de aquí.

-Este es el plan. Saldremos por la puerta de atrás para que Blake no nos veamos, después le enviare un mensaje--dijo quitándole importancia.--Vamos.

-Espera--la pare--¿Ahora?

-Es ahora o nunca, tenemos que aprovechar que todos estén ocupados. --dijo drámatica.

-Okay, entiendo. Solo necesito una capa, ¿tienes una?--pregunté.

-Sí,  se puso a buscar desesparadamente dentro de su clase de lanzando cosas fuera de ella. Una cayó sobre mí cubriendo me la cara--ten. Ahora vamos.

-Gracias.--le seguí el paso tratamos de ser lo más silenciosas posibles.

Logramos salir de la casa, nos adentramos a uno de los coches; Ann manejo.

***

Agradecía enormemente dos cosas; primera, que este con zapatillas y que no esté tan agotaba por haber caminado durante una hora y media aproximadamente y; segunda, que sea verano, de lo contrario ahora estaría congelando me por estés tardar vestido que traigo encima.

-Bien, estoy segura que esta será la tienda.--dijo Ann por décima vez.

-De acuerdo, si en esta tienda no hay algo que nos guste a las dos me resigno y voy a esa fiesta con un pantalón, zapatillas y una camiseta; me comprendes.--si que puedo llegar a ser muy dramática.

Con la fé del mundo entre a ese establecimiento, lo primero que mis ojos captaron fue un vestido de color azul con la falda vuelo, cuello en u, ajustado en la cintura. Creo que Ann y yo vimos el mismo vestido ya que las dos corrimos hacia el.

Una chica desconocida también lo sujeto, esto era la guerra no permitiría que aquella chica ganará, somos dos contra una.

-Ann, no dejes que se lleve el vestido, es nuestra única esperanza.--ella asintió con la cabeza.

-Escucha--dije tratando de ser razonable.--hemos buscado este vestido durante dos horas, y no dejaremos que te lo lleves, así que por favor déjalo y nadie saldrá herida.

-No--dijo. Chinchosa era lo que le quería decir, pero no tuve tiempo de contestar ya que por aquella puerta de la tienda entraron Blake y otros vampiros. Su mirada se encontró directamente con la mía, era obvio que estaba molesto porque nos salimos de la casa sin avisar, peor es obvio que nos lo iba a impedir y él sabe como soy. No quedo otra que mostrar un inocente sonrisa. Solo esperaba que eso bastará.

Ann aprovecho el momento de conmoción para quitarle el vestido de las manos a aquella chica, ella ni siquiera uno te suplicar ya que se quedo embelesada por Blake y claramente la comprendo quien no lo haría para mí él de muestra lo que es la belleza en sí.

-¿Qué cree que hacen?--preguntó hacia Ann y yo.

-Vinimos a buscar un vestido.--respondí inocente. Ann soltó una risa, yo también tenía ganas de reír,  pero tenía que contenerme.

-Te dije que no podías salir sin alguien contigo.

-Estoy con Ann.

-Bien, lo solucionaremos cuando volvamos, ahora vayamos.

-No espera, necesito él vestido, o es ese vestido o este.--dije, dejando a vista aquel vestido de Ann.--Tu escoges. --dije divertida al ver sus ojos ponerse rojos, e intentar pasar saliva.

Y cubriendo me otra vez. El vestido de Ann me quedaba más arriba de la mitad del muslo; además, estaba adherido a todas mis curvas, no es que no me gustará,  pero era demasiado pegado a mi cuerpo, mi cuerpo estaba más desarrollado que el de Ann.

Apretó los dientes y con un gesto se dirigió a Andrew "paga el vestido" fue lo que dijo, con una sonrisa divertido su mirada se concentró en aquella chica que intento quitarme el vestido, yo también gire para verla y obviamente se encontraba deslumbrada por Blake. Sin darme Blake estaba a mi costado y con una de sus manos rodeando mi cintura. Di un pequeño brinco por su innecesaria demostración.

-Vamos cariño.--me dijo cerca al oído. Aquella chica me miro, su mirada solo me transmitía odio y celos por yo tener dos cosas que ella desearía, el vestido y a Blake.



Paris-niu

Editado: 18.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar