The Unleashed Nightmare: Capitulo 3 Confrontacion

Tamaño de fuente: - +

Parte II


16 horas desde que la ciudad puede mantenerse activa por la noche. Hubieron transmisiones de otras bases de la fuerza militar que fueron atacadas por dos seres completamente desconocidos, uno de ellos se podía mostrar por una foto por desde uno de los satélites que se había lanzado hace poco a la orbita, como ultimo recurso para poder tener la comunicación de algunos países que aun seguían con sus defensas estables, el sujeto que pudieron identificar en ese momento del ataque. Era el que fue captado en los últimos momentos que pudieron tener contacto de la otra mitad del mundo, apareció con otro ser que era del 57% de que pueda estará al mismo tiempo con el en la ultima captura en los satélites, aunque no tienen suficiente información para que puedan saber el paradero o la identidad exacta de quienes eran, la foto no estaba de la mejor calidad de lo que parece. 

Desde las 11:39 de la mañana, se vio por un grupo de reconocimiento que mandan a cada diario para saber el estado de cada base que tenia todo los recursos y el armamento necesario. Todo estaba completamente destruido cuando llegaron, sin nada que se pueda usar, ni siquiera se puede decir que sobrevivieron los soldados que estaban por aquí, al igual que todo del armamento necesario estaba completamente destrozados. No quedo casi nada de cada base en Argentina, y cada segundo las ciudades estaba perdiendo la esperanza y los momentos de vivir sus vidas, además contando con algunos pueblos que quedaron deshabitados que estaban en su camino, y si hubiera algún solo sobreviviente en cada una de las bases o quizás en los pueblos. Solo les quedaba la unica posibilidad de que pueda salvarse de lo que sea que le han hecho, la ciudades estaban casi perdidas, y con esos seres que los están machacando constantemente y sin piedad, probablemente las ciudades no puedan durar por mucho tiempo. 

Las posibilidades de vivir se estaban acabando, los seres que están indefensos en las zonas que están atacando también, la municion de cada soldado esta al borde del limite exacto. La cantidad de humanos asesinatos y devorados ya han sobrepasado del limite que habían calculado hasta ahora, es injusto que algunos puedan ocultarse en las sombras y huir de cualquier peligro inmediato, dejar lo que los hizo hacer pasar por el mismo infierno, aunque lo hicieran seria completamente inútil y en vano.  

Mientras que la crisis y los problemas van aumentando mas de lo esperado. Los que pudieron oir la noticia de lo que había pasado, van intentando encontrar la forma de sobrevivir mientras que aun quedaba tiempo, pero aunque lo hagan, saqueando en cada rincón o von todos los materiales para bloquear cada puerta, no seria suficiente para parar a las bestias que ahora tienen hambre de carne humana. Los otros que podían huir aun a mejor lugar a tiempo, se preparaban para poder dejar el edificio que fue uno de lo mejores lugares para poder por un tiempo prudente, llevaban a los niños que tenían y a los que no podían pelear en el estado grave  o con la enfermedad que les afecta a todos con lo mas común pero letal. 

Leo al principio no sabia lo que estaba pasando con todos, pero al ver el revuelto que se desato en las calles, se dio cuenta de la peor situación a la que muy pronto va a ocurrir. No faltaba poco que todos se dieran cuenta de lo sucedido, los otros Símbolos estaban ya listos para dejar la ciudad e ir a otro donde no haiga Cariontes que los pueden matar, mientras que otros se quedaban para ayudar a los otros que estaban en otros lugares que apenas podían moverse, incluso él empezó a ayudar con Ana para que la evacuación pueda salir completamente bien. Por eso al darse cuenta de la situación, se levanto temprano y empezó a ayudar a los otros que tenían su estado bastante mal para moverse, mientras que lo hacían, Ana le indicaba el procedimiento para que estén lejos o en una situación inesperada, vayan a darle apoyo para puedan salir de la ciudad lo mas rápido posible. 

Estaban en el departamento de Ana, arreglando lo ultimo de sus cosas para la partida de este lugar, aunque ahora mismo le estaba dando nostalgia de los meses que estuvieron aquí, es difícil abandonar el lugar donde ya estas completamente acostumbrado. 

Leo: ¿en cuanto tiempos nos queda para salir de aquí? No debe por mucho. 

Ana: será a la tarde. Lo notaras por el aroma de sangre que tiene esas cosas, será muy pronto. 

Leo: … ¿me puedes decir el procedimiento de nuevo? Tengo que estar listo para que comencemos a recoger a los otros. 

Ana: hay algunos que viven en lugar que la milicia no nos encontraran nunca. Son que sufren por heridas de los Cariontes que se han topado con el, y algunos que sufren de la enfermedad. 

Leo: ¿hay unos que sufren la enfermedad? 

Ana: ¿si seamos rápidos en lo que hacemos? Nos sobrara tiempo para escapar, los mas fuertes deben estar ahí cuando lleguen para proteger el grupo. 

Leo: no me extraña que esas cosas pudieran destruir las bases, tenían el armamento necesario para hacerle cara. 

Ana: no fueron que los destruyeron el primer lugar, solo mataron a los que aun seguían con vida en ese momento. 

Leo: ¿Qué quieres decir con eso? 

Ana: hubo dos individuos que estaban esa noche cuando fue atacado completamente. No se con exactitud quienes eran, pero se que esos tipos no estaban de paso en las bases. 

Leo: ¿todo fue planeado? ¿por quien? 

Ana: nadie sabe aun. Pero lo que yo se, es la manera que podamos salir rápidamente de esta matanza que sucederá pronto. 

Leo: … ya veo. 

Estaba seguro que le preocupaba a los otros que no tenían las fuerzas para pelear. Era uno de los Avaricias que apenas se podía contemplar hoy en día, nunca antes otro se preocupaba de los otros en vez de preocuparse por si mismo, ella hará los posible de sacarlos de vista de esos monstruos que no tienen alma. Sin embargo, hay posibilidad de que no salga exactamente lo que ella estaba esperando, y lo sabe muy bien que algunos que estaban en este edificio, les conto que no están tan pocos que se imaginaba, hubieron otros que no pudieron salvarse por la culpa de ellos y la milicia que tanto los estaban cazando. 

Mientras que seguían los del edificio. Los que estaban en completa locura y con desesperanza cayendo en todos, rapiñaron todo lo que estaba a la vista lo tomaban sin ningún sentido lógico, todos no podían hacer nada para que pudieran salvarse, aunque aun teniendo a los soldados protegiéndolos, no aguantaran con el poco recurso que les quedaban en la mano. Estaban condenados a la muerte mas horrible que estaba llegando, y sin posibilidades de que puedan sobrevivir contra esa matanza que vendrá muy pronto de lo que podían imaginar, con un poco suerte en estos momentos cruciales, había un forma para que pudieran salir de esta. 

Como ultimo recurso que podían hacer. Mandaron algunos aviones de rescate en algunas ciudades que ahora mismo corrían peligro de ser exterminados, llegaran a la tarde y dispararan bengalas para avisar su llegada, por lo tanto tenia que movilizar a todos para que estén preparados, no queda mucho tiempo que en verdad se vuelva un caos. 

Hay probabilidades de que puedan salir de esto, no cabía falla alguna de que el plan terminara tan mal, eso pensaban ellos. Sin embargo, había alguien que se había enterado de esa noticia tan buena, sabia exactamente de lo que tenia que hacer antes de que la diversión no sea tan corta, desde una distancia perfecta de la ciudad. Podía ver lo que estaba ocurriendo, y no era quien ataco las bases esa noche, y estaba preparado y con un plan que les causara mucha risa a todos. 

(Es momento de que empiece el juego, ya tengo mi carta asegurada.) 

Faltaba 5 horas para que toda la ciudad, se bañe en sangre de miles de personas de las cuales, no merecen vivir para nada. 

●●● 

Cada vez, la gente se estaba quedando sin paciencia. La demora con los aviones empeora la situación a la que están, aunque pudiera escapar de la ciudad antes que llegaran las hordas, no seria lo correcto porque será el mismo resultado, no hay mucho de lo que se podía imaginar con ello justo esperando a que viniera su comida favorita. Esas cosas no perderán la oportunidad de atacar la ciudad sabiendo que no tienen los recursos para poder defenderse, y con la persona que vienen con ellos, todos tenían miedo de que pasaran las paredes que los mantenía en cuenta seguridad, y sin tener la probabilidad de que puedan sobrevivir. Mientras que los demás que tenían la probabilidad de sobrevivir al menos, aprovechaban los segundos que les quedaban para buscar a los otros restantes quedan por ahora, no fue sencillo encontrarlos con este revuelta en la ciudad, y otros que con tal de llegar al lugar donde se refugian, estaban completamente muertos. 

Cada vez se escasa la ciudad, dejando menos el porcentaje de supervivencia. Y cada vez que intentaban buscar un lugar perfecto para refugiarse, los Cariontes estaban primeros para esperar su llegada hasta las zonas que una alta porcentaje de naturaleza, pero no unos que apenas podían llegar a conocer. Mientras que estaban terminando con los últimos preparativos para salir de este ataque, tenían un mapa con varios lugares donde ya habían estado por el momentos, los lugares que están con un circulo son los que estaba limpio de Cariontes alrededor, y con una gran posibilidades de recursos por algún tiempo. Sin embargo, los que estaban marcados, eran los que ya estaban repletos de esas cosas, varios grupos que no te puedes imaginar d la cantidad que había en esos lugares, y las familias que les hicieron sufrir por sus seres queridos que fueron alli. 

Quedaba muy pocos por esos monstruos que se duplican sin parar hasta los cielos. Ana estaba dudando sobre si su gente iba sobrevivir, pero Leo no perdía la esperanza de todas maneras, si pudieron sobrevivir por tantos años, no hay manera que mueran tan rápido. Pero la verdad, ¿es por cuando tiempo podrán seguir así? Con esa pregunta y duda, daba un enorme miedo por lo que probablemente sea su peor muerte a la vista, es muy triste pensar en ello. 

Quedan pocas horas de que la ciudad caiga ante ellos, y muchos mas después de eso. Mientras que planeaban el escape de la ciudad mientras que haiga tiempo de sobras, en uno de los edificios mas altos de la ciudad, estaba Ana viendo como es que se iba perderse esta ciudad por esos monstruos que se había desatado, es algo inevitable como la completa destrucción que se causo en San Francisco hace dos décadas. Leo estaba con ella, aunque costaba mucho creer que la gente de esta ciudad pueda acabar tan mal, los hilos de todos lo seres vivos se cortan sin piedad y sin poder reparar el daño, ¿eso se trataba de la extinción? Los humanos siempre pensaron que el mundo acabaría justo en su fin, pero no pensaban que terminaría de una forma muy horrible y no provocada por ellos mismos, era una responsabilidad para los que en verdad conocían y su origen natural. 

Los Símbolos sufrían una gran culpa por no hacer nada al respecto, aunque igual sufrieron a manos de ellos. ¿Para que sacrificar la vida por ellos, que solo nos despreciaron por tanto tiempo? Todos tenia sus razones para poder odiarlos, y no sufren ninguna culpa al saber que ellos los buscaron primero. Costaba mucho creer que acabara así, pensaban que ellos serian los que iban a ser extinguidos, pero creo que no fue así como los estaba esperando. 

Todo este caos que se desato por los causantes que querían que el mundo vallara a su destrucción y dar paso al caos total. No se podía imaginar de lo que en verdad en algo, si todo esto tuviera una razón lógica de porque esta sucediendo de una manera totalmente aterradora, hay maneras que puedan haber causado esto por solo querer guerra o no fue así, ¿con que razón quisiera guerra con este mundo si al fin se sabe la respuesta de todo esto? 

Mientras que seguía con esa locura ahí abajo. Intento ir a hablar con Ana antes de que pudieran abandonar esta ciudad por completo, aunque su cara dice lo contrario de todo esto, sabe que no le importa mucho a estas personas por lo que han hecho por ellos, pero igual da lastimas como es que todos se van a morir en cualquier momento, de ello es lo que deja a Ana pesadumbre por lo que en verdad, es lo que les pasara a ellos después o ya esta ocurriendo. 

Cuando ella estaba tranquila y triste, sentada al borde donde podría caer una persona. Leo se acerco y la acompaño por un rato antes de que comenzara todo, no es porque le gustara o algo por el estilo que piensen otros, solo porque igual estaría en ese estado si viera a otros morir, pero era obvio que lo estaba justo ahora, la diferencia es que no lo demuestra abiertamente. 

Leo: ya falta poco de que podamos irnos. ¿crees que vengan los aviones hacia esta ciudad? 

Ana: lo dudo mucho la verdad. 

Leo: no creo que los dejen morir de esta manera, debemos apostar de que vengan y los saquen. 

Ana: vaya optimista que eres. 

Leo: no quiero presagiar el resultado. 

Ana: te entiendo. Pero es inevitable saber que nadie va a venir a recogerlos, ni siquiera les importa entre ellos. 

Leo: ¿a que te refieres? 

Ana: son como animales que solo se preocupan entre ellos mismos. Los humanos nada les importa en realidad, solo lo hacen para poder sobrevivir en este mundo, aunque los animales se protegen entre si para mantener la manada, es una diferencia entre ellos. 

Leo: quieres decir que los animales se preocupan por sus seres queridos, y los humanos no lo hacen. 

Ana: exacto. Aunque nuestra dice que somos mejores que ellos, es una blasfemia, todos somos iguales, es nuestra naturaleza. 

Leo: eso verdad, no podemos aceptar ese hecho. Aunque seamos de distintas especies o razas, todos seremos iguales, no importa nada mas que eso. 

Ana: esperemos que este no sea el fin de la humanidad. 

Leo: y tampoco el fin de los Símbolos, si es que solo nosotros somos los últimos. 

Ana: no podemos hacer nada. ¿te puedo decir una cosa honesta? 

Leo: ¿sobre que? ¿Por qué cambias el tema? 

Ana: solo será algo pequeño, no será mucho. 

Leo: esta bien, ¿Qué es lo que quieres decirme?  

Ana: nunca pensé que un Ira como tu, puede preocuparse por los demás. Eres alguien que en verdad nos cayo bastante bien en estos días. 

Leo: solo fueron pocos. 

Ana: pero aun así, ayudaste demasiado, incluso en la evacuación. Ya todos están preparados para salir cuando esta ciudad caiga. 

Leo: ¿Cómo cuantas ciudades han abandonado? 

Ana: contando a esta, 4 ciudades. Creo que la quinta será nuestra perdición, ya no queda muchos lugares a la cuales habitar. 

Leo: (…) 

Ana: ya que el fin se esta acercando, te quiero hacer una pregunta. 

Leo: ¿Cuál? 

Ana: ¿Por qué eres tan pequeño? 

Leo: ¿pequeño? 

Se ofendió demasiado cuando se da cuenta de que es pequeño, y eso le molesta mucho ya que no tiene la apariencia de un adulto normal, y es lo que odiaba desde que pudo llegar a este mundo. 

Leo: no soy pequeño. 

Ana: ¿y porque mides tan bajo? Al principio no quería preguntarte ya que eras bastante “enano”. 

Leo: apenas te estoy conociendo, y me dices enano. 

Ana: ¿hormiga igual podría ser tu apodo? 

Leo: ¡no me digas hormiga! Ni enano, u otra cosa que se te ocurra. 

Ana: hasta igual te comportaste como un niño pequeño. 

Leo: ¡no soy un niño! 

Ana: mira, que lindura. Aparecer bebe que apenas sabe hablar. 

Leo: … pero a ti te huele mal el aliento. 

Ana: ¿Qué acabas que decir? 

Leo: con tanta sangre alcohólica ya empiezas a oler a una vaca. 

Ana: bueno, no me molesta mucho. 

Leo: … las tienes planas. 

Ana: (¡!)  

Con la ultima palabra que le dijo, de pronto se enfureció de una manera que desde la mirada se le notaba demasiado. 

Ana: ¿Qué dijiste? 

Leo: … nada… nada, nada… ja… 

Mientras que se iban molestando uno con el otro. Repentinamente algo estaba pasando entre las nubes que había fuego desde alli, con una forma que tanto solo de ver hacia arriba, se podía desde el punto muy grande que estaba brillando, casi se hace visible todo el cielo. Leo y Ana no sabían lo que estaban pasando, pero les dio mas miedo lo que venia justamente al edificio donde estaban ellos, un enorme avión que llevaba a muchas personas iba a chocar con el edificio y dejara todo en destrozos, tenían poco tiempo hasta que llegara hacia ellos. 

Leo: ¡Ana! 

Agarro justo a tiempo a Ana y saltaron desde el edificio para poder salir inermes del choque. Desde caer por varios metros de alto, cayeron encima de un auto que pudo amortiguar la caída un poco, aunque después estarían adoloridos por la caída, al menos pudieron escapar de ahí y salvarse. Sin embargo, el avión llego y atravesó por completo el edificio como si fuera de papel, dejando varios escombros esparcidos por varias partes de la ciudad que aun había gente merodeando por ahí, matando a unos cuantos que el numero aumentaba y algunas veces se detenía. Cuando estaban casi fuera de la vista de los escombros, se estaba abajando del auto que habían caído encima, Leo recibió la mayor parte de la caída, porque Ana había caído encima de el e hizo que le dolor fuera el doble de lo que era en realidad. 

Mientras que se bajaban, tenían que esperar un poco para que se pudieran recuperar de la caída, además que fue de un edificio de 18 metros, nadie como ellos hubiera sobrevivido de esa altura tan grande. Lo mas penoso de que el avión cayera a la ciudad, era mas abrumador que no era el único que estaba en el aire, era varios que estaban en el aire y con una gran cantidad de personas de las cuales eran de las otras ciudades que había sacado recientemente, ya no habrá forma de lo que viene después. 

Habían 5 aviones que estaban en aire, todos con mas de 175 personas, en total eran 875 personas que habían recogido y murieron en el mismo momento que tocaron a tierra. Matando a mas personas que aun seguían en sus hogares o calles, y el numero no dejaba de aumentar con las muertes que llevaba a cualquier zona que caía los aviones en picada, uno de los que cayeron fue de las peores que les puede pasar, porque justo al caer el ultimo que quedaba en el cielo. Fue donde estaba la muralla que los protegía de lo que estaba ahí afuera, y con esa gran abertura que se provoco por ese ultimo avión, empezaron a gritar la gente. 

Los Cariontes entraron a la ciudad y empezaron a matar a cada ser humano que estaba en su camino, y también los que era de la segunda fase de su evolución. Mientras que empezaron a masacrar a esa gente, no había mucho tiempo que se pueda hacer la huida en una hora. 

Ana: tenemos que salir de aquí. 

Rápidamente tuvieron que ir al refugio para que pudiera realizar la huida lo mas pronto posible. Pero Leo no estaba conforme de dejar todo a su propia suerte, no quería ver como es que todo se perdía al frente de sus ojos. 

Leo: yo me quedare. 

Ana: ¡¿Cómo?! 

Leo: intentare ganara un poco de tiempo mientras que ustedes se vayan lo mas rápido de la ciudad, tal vez busca la manera de salvar a esta gente. 

Ana: ¡no digas estupideces! Sabes que no puedes hacerlo solo. Además, ¿Qué ha hecho estas personas?  

Leo: lo se mejor que nadie, ¿pero quieres que termine de esta manera como lo hemos soñado? Yo digo lo contrario. 

Ana: (…) 

Leo: mantenlos a salvo. 

Sin pensar en una estrategia para poder contra esa cosas. Fue corriendo hacia el lugar donde entraban todos ellos, intentar ganar todo el tiempo posible para que al menos su gente se salvaría. Ana no lo entendía completamente de lo que  estaba contrario a todo lo que nosotros queríamos que mereciera la humanidad, pero la verdad tenia mucha razón y también sentido, seria lo mismo que nosotros estamos haciendo y es por eso que no lo pensó detalladamente y lo acompaño para que no saliera completamente herido, tal vez puedan hacer algo a cambio para prologar su supervivencia. 

●●● 

Al llegar justo a la zona donde provenía los Cariontes. Ya habían devorado mas de 50 personas hasta ahora, y 100 de ellas fueron ya parte de esa especie, ¿si seguía el numero de contaminados elevándose de lo mas alto? Costara mucho contener la epidemia aunque sean inmunes al virus que tienen esas cosas. Faltaban algunas pocas horas de que su gente pudiera salir, al mismo tiempo de que las personas de las ciudad estaban siendo convertidas en esos monstruos, el plan del huir en avión fue en vano, ya no hay salida para esta extinción masiva. 

Mientras que estaban llegando, Leo vio a una persona que al frente suyo estaba uno de ellos a punto de matarlo. Fue hacia el rápidamente y justo donde por poco estaba casi enterrando sus dientes, con las garras que le crecieron en sus manos, le rebano los ojos y en el momento que soltó a esa persona, le agarro de la mandíbula y la arranco de su lugar, dejándolo un poco atontado con los ojos en sangrados y la mandíbula regenerándose. Con la persona fuera de su camino y corriendo hacia otro lugar menos que este, sin nadie a su alrededor, saco una espada y le corto la cabeza al instante, matándolo rápidamente y sin poder dejarlo regenerarse completamente. Con armas como estas, se puede matar a esas cosas fácilmente, por la razón que las armas de un símbolo dañen el cuerpo físico, también hace daño el alma que tiene cada ser humano, destruir el alma de esas cosas por sea la cabeza o cualquier parte vital, podrá matarlo sin que se regenere por completo, siempre y cuando se trate de la categoría a la cual esta esas cosas. 

Tras poder matar la primero con la espada. Los otros se estaban grosso modo hacia el, dirigiéndose a su próxima presa que se ve completamente indefensa, pero no era lo que se estaba imaginando, porque con saber que era un símbolo y uno de lo mas fuertes, se podría decir que no habrá muchos problemas contras estas cosas. Se dirigió hacia ellos y con solo tener firme su espada, mato a cada uno de ellos cortándolos en varias partes de cada uno de ellos, cortándolos por la mitad, de la cabeza y también partiéndolos por la mitad sin piedad. No tenia que dudar ya que no podrían ser humanos de nuevo, la maldad que tenia por dentro se le puede sacar encima, es así que todos acaban de ese modo. 

Siguió matando a cada uno para que pudiera hacer mas tiempo de que la ciudad no se contamine tan luego, hasta ahora han parecido los mas débiles, pero no se sabe con exactitud si aparecen los que cuesta mas matar, debe ser precavido mientras que ahora se acercaban mas de esas cosas a la ciudad. Mientras que mataba a uno por uno con bastante precisión para que no vuelvan a levantarse, desde una parte de uno de los edificios que aun seguían en llamas después de que los aviones se cayeran en picada, desde una de la estructura de poco caerse, se encontraba un ser que estaba mirando fijamente hacia el, se podría tratar de alguien que hizo que los Cariontes pudieran entrar a la ciudad y mataran a estas personas, había ninguna duda de ello porque hace poco que se dio cuenta de los informantes de Ana estaba contando, de ese ser que estaba en la noche de que las bases fueron completamente arrasadas. 

Cuando se dio cuenta de que lo estaba mirando de una altura no tan inconveniente. Dio un salto y cayo rápidamente hacia el suelo, sin recibir ninguna daño por la caída que se había mandado desde muy alto, se notaba que no era un ser completamente ordinario como se veía desde aquí. Leo estaba preparado de lo que en verdad se podría tratar de el, puede que le cause grandes problemas muy pronto de lo que pensaba, si es uno de los símbolos mas fuerte, será muy complicado ya que no sabe las estrategias o habilidades tiene en la mano, no será sencillo saber cual es su intenciones ahora mismo.  

Mientras que se preparaba para lo peor. El sujeto que estaba tapado su rostro con una capucha, dijo algo que solo se le podría hablar entre ellos, aunque el tema que iba decir no era lo se podría pensar. 

¿?: me sorprende de que pudieras haber sobrevivido. Pensaba que los Ira se habían extinguido completamente tras la guerra de hace cuantos años. 

Leo: ¿guerra? ¿Cuál guerra estas hablando? 

¿?: entonces eres los que ha nacido en este sitio. Pues tendré que presentarme con cortesía, mi nombre es Black, y soy del Símbolo Salvaje. 

Leo: ¿Salvaje…? 

No fue buena idea de el revelar su identidad de esa manera, pero saber de que símbolo pertenecía, y no se trataba de cualquier símbolo. Tenia varias razones para poder decirlo, aunque con saber lo que es en realidad, puede que no viva para contarlo. 

Leo: entonces, ¿fuiste tu quien causo todo esto? 

Black: mas o menos estas en lo correcto. Pero de los aviones lo causaron ellos mismo, tal vez no te venga nada a la cabeza porque solo eres un símbolo que nació en este mundo. 

Leo: supongo que al decir su identidad, no me dejara vivir, ¿no es así?   

Black: (je) eso es bastante obvio. 

De repente su cuerpo se estaba comportando de una manera violenta, que todo su cuerpo se esta mutando de una manera mas grande y horrorosa, convirtiéndose un monstruo completamente diferente a los Cariontes, la verdadera forma de un Salvaje.  

Black: espero que puedas contra mí… 

Leo: (…) 

No tiene muchas posibilidades de que pueda contra ese monstruo, además que con su forma mas violenta será un problema muy enorme. Además de que el tamaño que tiene, con la velocidad y fuerza aumentando, no hay muchas opciones de que pueda salir de esta tan fácilmente.  

Cuando pudo transformarse por completo. Fue tras Leo con una velocidad bastante rápido que llego en un segundo al frente de sus ojos, al estar justo en su posición, con las cuchillas que le salieron de las manos, le enterró justo a los dos hombros von precisión, causando de que no pudiera mover los brazos para contratacar. Y al tenerlo de ese modo, lo levanto y lo lanzo hacia el auto que estaba a su lado suyo, después al tenerlo un poco aturdido, fue había el y con la cola que tenia le dio un golpe que a una persona normal se quebraría los huesos de un modo un abrumador. Sin embargo, lo pudo evadir con suerte y poder escapar de lo peor, pero con la misma cola le toma desde el cuello y lo choca contra el suelo con una fuerza bastante grande, dejándolo aun mas adolorido, sin que se pueda moverse esta vez. 

Al tenerlo tirado en el suelo. Con las cuchillas le empezó a enterar en cualquier parte del cuerpo hasta que deje varios agujeros en el cuerpo, haciendo de que gritar por el dolor y haciendo que la sangre saliera salpicando del cuerpo. No podía hacer nada desde ese estado completamente mal, además de que no pudo darle ningún golpe o corte que puede hacerle, con esa forma monstruosa no puede hacer mucho contra el, pero había una opción que es la unica que no quisiera hacerlo… 

Cuando Black sabia de que su presa se encontraba completamente débil y con muchas heridas muy graves. Con la cola, lo levanto y lo acerco hacia el para darle el golpe final que acabar con el rápidamente, aunque primero quería ver la cara ensangrentada que tenia su presa después de ese gran castigo que le había dado, y que en verdad se podría ver como es que quedo con un monto de sangre encima, era repugnante. 

Black: pasaba que seria mas divertido, pero veo que no es así.  

Con tal ver como es que quedo como varias heridas en el cuerpo. Lo lanzo hacia la pared de un edificio que estaba a su lado y dejo en ese estado para que estas bestias fueran acabar con el con solo un mordisco, quería matarlo con sus propias manos pero seria un gran desperdicio ya que no fue un rival tan apto para los que pertenecían a los símbolos mas fuertes, aunque queda la duda de que pudo matar a los Cariontes de una forma tan sencilla. Pero ya forma de que pueda hacer algo en ese estado tan mal, incluso le daba mucha lastima de verlo así pero no tenia la empatía que tenia los seres humanos, no hay piedad ante otras especies no siquiera los que son de la misma especie que esta apunto de extinguirse, así es la realidad que todos conocemos. 

Mientras que algunos de los Cariontes se estaban acercando poco a poco hacia Leo. Intentaba levantarse con los últimos segundos que le quedaban antes de que vinieran a matarlo, tenia que esperar de que pudiera sanar las partes que estaban perforadas, pero no le quedaba mucho tiempo para que sanaran completamente, aunque todo estaba a punto de terminar de un modo espantoso. Tenia un has en la manga que le puede salvar la vida y tal vez pueda hacer daño a ese bastardo, aunque es un poco arriesgado hacerlo de tan cerca, pero tampoco no seria una mala idea al hacerlo, ya estaba listo para hacerlo. 

Black: me sorprende tu tenacidad. Sin embargo, solo eres un Juventud muy débil. 

Al dar su golpe de gracia con los Cariontes, en el momento de que el primero llego justo a matarlo. Leo al instante junto sus manos rápidamente y toco el suelo con una de ellas, y de pronto salió una gran estructura del suelo que atravesó por completo el cuerpo del Carionte, cortando por completo el brazo derecho de el, y al mismo de que estaba aturdido. Se despego de la pared e hizo el mismo gesto pero en la cabeza de esa cosa, y en el momento de lo hizo, la cabeza del Carionte exploto en varios pedazos de el, matándolo de inmediato de una forma muy extraña y sabiendo exactamente la energía que fluía esas cosas. 

Al ver lo que le hizo a ese Carionte, y saber cual fue el gesto y la estructura que hizo en ese momento. Black se dio cuenta de que no era un símbolo completamente desperdiciado, ni sabia que aun seguían vivos después de esa masacre, era uno del Símbolo Ira que hace mucho tiempo habían caído durante la guerra, se estaba poniendo mas interesante de lo que estaba pasando en estos momentos. 

Black: vaya, vaya. En verdad que no dejaste sin palabras, Símbolo de Ira. 

Leo: (…) 

Black: conocería ese gesto en cualquier parte, y pensar que ustedes ya no existían. Me sorprende de que pudieras sobrevivir a uno de mis ataques, de tal modo esto no seria tan interesante. Muy bien, es hora de que podamos seguir con esto un poco mas de tiempo. 

Leo: eso lo veremos. 

El Símbolo Ira, son bastante diferente a los símbolos que solo eran hechos de energía caótica. Su cristal estaban partidas en dos partes de las cuales no podrán causar una reacción violenta, la parte estaba hecho de energía caótica, mientras que la otra estaba hecha de energía vital. Los símbolo no puede tener la energía vital mezclado con la energía contraria, es algo imposible hacer de que se mezclen o cooperen, aunque el Ira es el único símbolo de que puede contener las dos energías juntas pero no mezcladas, y con esa ficha información. Ellos pueden crear objetos a partir de la energía vital que obtienen de ese gesto que hacen, pueden ser objetos o estructuras de las formas que le mas le conviene para ellos, incluso minerales a partir de otros, ósea transformándolos a otro material resistente o ligero, por ejemplo: “un pedazo de roca a un pedazo de hierro o oro”, así de simple, sin tener ninguna consecuencia de ello. 

Aunque hay una desventaja en su habilidad. No puede crear un ser con vida con la energía vital de ellos, por la unica razón de que al hacerlo, solo seria un cuerpo completamente cueco, por ejemplo: “creaste a un ser perfecto, pero sin vida”. Lo que exactamente quiere decir, es que no saben como crear el alma para ese ser sin vida, porque para un Ira es completamente difícil o probablemente imposible para ellos, solo los que saben manejar sin problemas la energía vital, son los dioses o también los celestiales, si es que quedan algunos con vida. 

Sin embargo, al tener ese habilidad para poder defenderse contra esas cosas, no seria bastante satisfactorio contra el símbolo que estaba al frente suyo. Había fragmentos de una vida pasada que le costaba mucho reconocer, además que se proyectaba ahora mismo en donde la vida estaba en juego, pero algo le mostraba que se quedo mirando fijamente lo que tenia que hacer en estos momentos, con lo que vio de ese fragmento. Supo que era lo que tenia que hacer a partir de ello. Entonces  intento reunir la energía necesaria para poder comenzar su estrategia, pero tampoco el no perdía el momento de matarlo, fue rápidamente hacia para poder enterrar sus garras en el punto mas vital del cuerpo para así acabar con su existencia por completo, pero no supo lo que iba a venir con eso. Sin embargo, le había ahorrado la caminata hacia el, hizo el mismo gesto otra vez y en el instante donde salto y desde luego ataco, lo evadió rápidamente su ataque y desde su parte que estaba descubierta, le dio en la parte donde estaba mas cercano al corazón y causo una gran reacción hacia al cristal que portaba e hizo que vomitara sangre y en varios orificios donde de su cuerpo. Dejándolo parecido a un paro cardiaco temporal, con algunas extremidades sin poder levantarlas y poder ver fijamente a su presa, completamente ciego ante todo lo que estaba al frente y sin poder moverse con tanta libertad, como si estuviera encadenado y en una gran jaula que era su propi cuerpo y su alma sin poder ir a ninguna parte. 

Al ver el momento apropiado. Leo se dirigió hacia él, con la espada le rebano su brazo derecho rápidamente e también su otro brazo para que tuviera mas ventaja hacia él, cuando pudo hacerlo, su extremidad que era la cola no estaba completamente paralizada, intento atacar mientras que estaba al asecho. Pero lo vio venir al instante, e hizo el gesto otra vez y transporto la energía en su cola, y le hizo que le explotara en varios pedazos, causando una gran reacción grave y una alta desventaja hacia ese sujeto. Con sus extremidades regenerándose lentamente, le dio una y otra vez, varios cortes profundos que llegaban al hueso, destripando cada carne y haciendo de que se recupere mas lentamente y empeorando mas su estado que estaba ahora. Mucha sangre le sobresalía de él, y en el momento de que estaba aturdido y moribundo, hizo el gesto por ultima vez pero ahora en la cabeza, y con transportar la energía vital hacia su cabeza, hizo que sus ojos y la parte de arriba del cráneo explotaran de una forma muy violenta, y toda la sangre que contenía se disparo por todos lados que a muchas personas le causaron repulsión. 

Leo: no me trates como un simple débil. 

Con verlo completamente destrozado por la estrategia que había planeado. Cayo como saco viejo hacia el suelo sin poder levantarse hasta que todas sus heridas y órganos se había regenerado por completo, y sin contar las huesos que había hecho pedazos, y la carne que había destripado con su espada de Ira, aunque con solo ver que estaba en el suelo, le había falta matarlo completamente, porque no era ese tipo de ser guiado por maldad. 

Leo: con esto tiene que ser suficiente. 

Saber que le costara mucho tiempo en reponerse por todas esas heridas causadas por él. No debía perder mas tiempo de lo que había perdido, y solo dar un pequeño respiro, se dirigió a donde entraban mas de esas cosas y asegurar el tiempo suficiente para que pudiera sobrevivir y buscar la forma de escapar, aunque sea imposible de realizar, siempre había una solución en momentos críticos. 

Sin embargo, había algo que no le dejaba pensar en la situación en que estaban en estos momentos. Si pudo contra ese símbolo, ¿Cuál es la posibilidad de que no este solo? No pudiera haberlo hecho al saber que cuesta abrir paso hacia esta ciudad que tenia al menos los recursos necesarios para protegerse, además de que hace un rato que sentía una aura completamente diferente a la que tenia el otro. Uno que estaba en completa oscuridad y que no estaba lejos desde este punto, mirando fijamente lo que estaba pasando y divirtiéndose como es que esta ciudad decaía rápidamente, y además de que se podía sentir algo así desde este punto, era una aura que pensaba que era solo un sueño o una visión de una vida pasada, y con saber de ello. Los recuerdos de que no eran suyos, empezaron a mostrarse ahora mismo, y no eran recuerdos ordinarios, mas bien de pura sangre… 
 



Leeultra15

Editado: 04.12.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar