Tierra De Nieve Y Cenizas (libro 3)

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 15 (Segunda Parte)

Para cuando terminamos de formar el plan la fatiga me había disminuido pero no voy a mentir, estoy mal, mi cuerpo está cansado a pesar de que pasé días entre consciencia e inconsciencia por las drogas que me administraron pero aún así mi cuerpo sufrió las consecuencias y la adrenalina que se me inyectó no ayudó mucho. Mientras Lukas se preparaba para empezar la primera fase del plan, la chica muerte había salido de la bodega en busca de su mochila y cuando regresó me ofreció varios paquetes de frutas secas y botellas de agua para reponerme, fue un gesto que le agradecí enormemente y bueno, también mi estómago.

-Así que... Realmente lo harás.- Le dice ella a Lukas, yo estoy con Devon y Cam estirando mi cuerpo adolorido.

Lukas estaba tratando de concentrarse mientras en voz baja recitaba hechizos pero su concentración se fue al caño cuando ella llegó hasta él.

-¿Lo dudabas?- Le pregunta él con una ceja alzada, Cam me da un codazo como para que vea la escena.

-En realidad sí, todavía tengo mis dudas de que logres hacerlo, eres demasiado...

-Si dices pequeño te mandaré a dormir otra vez.

-Já, quisiera verte intentándolo.- Le reta ella con petulancia en sus palabras.- Pero no, no iba a decir pequeño sino joven. Por lo que sé, sólo los más viejos hechiceros son los que tienen el coraje para intentar algo tan peligroso y no peligroso en sentido de que serás imparable al hacerlo, peligroso en el término que podría matarte a ti.

-No lo hará, ya formamos el plan, si lo seguimos al pie de la letra no pasará nada malo.

-Pero no hay nada escrito, podría fallar y...

-No fallaremos.- Le asegura él, sin arrogancia en su tono, la chica muerte se le queda viendo, cohibida por la seguridad que irradia de Lukas.

-Claro.- Se encoje de hombros.- Como digas.
Y luego se aleja, nos lanza una mala mirada a nosotros que los mirábamos en silencio y Cam, Devon y yo rápidamente fingimos seguir haciendo flexiones para estirar los músculos pero es obvio que nos ha cachado observando.

Poco después, más o menos una hora luego de que me encontraran, por fin estamos listos, Lukas también y nos llama para que nos acerquemos.
-Bien, estoy listo. Esto es lo que pasará, cada uno de ustedes tomará la forma de uno de los guardias muertos, pero claro, la apariencia que tomarán será de cuando estaban... vivos. Tendrán que actuar como ellos actuarían frente a Aaron, si él descubre por la manera en que hablan que algo anda mal entonces la siguiente fase no se dará. Ahora, en cuanto termine de glamurizarlos mi bajón de energía empezará a golpearme así que tenemos que darnos prisa.

-Pero¿Conservaremos nuestros dones a pesar de parecer otra persona?- Pregunta Devon.

-Es que realmente no serán alguien más, no es como lo que hacen los Primeros que cambian de cuerpo, lo que haré será una ilusión, engañaré a sus mentes, tanto vuestras como las de Aaron y toda la gente del búnker, por eso será difícil para mi así que sí, podrá usar sus dones pero no lo recomiendo a menos que sea tiempo o que sus vidas dependan de ello.

-Ah okey...- Dice Devon no del todo seguro.

-¿Quién será el primero?- Pregunta Lukas entusiasmado.

-Yo.- Dice Julian en tono serio.

Lukas se para frente a él, lo toma de los hombros y cierra los ojos, palabras salen de su boca pero no lo entiendo, no entiendo lo que dice, al menos no soy la única, escucho a Cam murmurar un "¿Qué carajos está diciendo?" A Devon.

Doy un paso atrás, sorprendida cuando Julian desaparece y en su lugar un hombre alto, bronceado y de edad madura aparece. Lukas se aparta, la frente la tiene sudorosa pero no se ve cansado, aún.

-Woah, eso sí que es... perturbador.- Comenta Cam.

-Bien, siguiente.- Dice Lukas.- Ah y tengan cuidado que no me sé los nombres de los soldados así que si Aaron los llama... mejor que no lo haga.

-¡Yo!¡Sigo yo!- Exclama Cam entusiasmado y va hacia Lukas, este tiene que ponerse de puntillas para alcanzar los hombros de Cam.

Se repite el procedimiento y luego Cam desaparece y un hombre bajito y con bigote toma su lugar.

Me río en voz alta.

-Ja.. jajaja.- Me sigue su compañero y lo señala con diversión.- Eres como un maldito Pitufo.

-¡¿Qué?! No, no, yo quería ser intimidador.- Se queja el Cam frente a Lukas, ahora seguro y me llega a los hombros.- Esto. No. Es. Divertido.

-Sí, sí lo es.- Dice la chica muerte con una sonrisa contenida.
-No lo cambiaremos, me estoy debilitando.- Dice Lukas.-Además no estarán todo el tiempo glamurizados, cuando llegue el momento tendrán su misma piel.

Luego del pequeño intercambio de palabras entre Cam y Lukas sobre cambiar el aspecto de Cam por uno más intimidante y que Lukas se negara, seguimos con el plan original y llegó el momento de Devon y de la chica muerte para tomar otra forma y cuando llegó mi tiempo estaba nerviosa.

Temía no poder actuar como un hombre, o peor, no comportarme como uno de los hombres de Aaron.
Todo pasó tan rápido, primero sentí un cosquilleo, más inquietante en la nuca y en la palma de mis manos, luego sentí como si creciera y mi cuerpo se volviera más pesado y cuando me di cuenta, ya era alguien más.



Abby Conrad

#6610 en Fantasía
#13384 en Novela romántica

En el texto hay: sangre, cambios, final

Editado: 12.11.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar