Tu y yo en la eternidad

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 24

Pasaron un mes preparando la boda, Mia y Grace se encargaron de toda la organización para sorprenderlos. Ellos se encargaron de los invitados y de su ropa. El se hizo un traje espacial para ese día y ella un hermoso vestido que la hacía parecer una princesa.

Por fin llegó el día tan esperado por ellos, se iban a unir en matrimonio por el resto de sus vidas. Los dos estaban muy entusiasmados y preparándose con mucha felicidad. Christian se cambió en su departamento y Alexia lo hizo en la casa de los padres de él.

Cuando llegó el momento Taylor llevó a Christian a casa de sus padres, con ellos también iba la señora Gail. Cuando llegó lo esperaba toda su familia, todos vestidos para la ocasión y muy felices.

El altar lo armaron en el parque de la casa, para la fiesta pusieron una gran carpa para albergar a los invitados. Todo decorado con flores de muchos colores, mesas con hermosos centros de mesa, todo lo mejor para ellos.

Frente al altar hay filas de sillas para que presencien la ceremonia, que ya están ocupadas por los invitados. A un costado del altar están Christian y su madre junto al pastor, que esperaban la entrada de la novia.

Se escuchan los primeros acordes de "A Thousand Years", por el pasillo van entrando las damas de honor, la primera es Leyla su amiga, seguida por Mia, se van colocando al costado del altar. Del brazo de Carrik, el padre de Christian, entra Alexia que parece una princesa de cuento de hadas. Christian cuando la ve queda encandilado al ver lo hermosa que esta, solo puede mirarla, a los pies del altar el padre entrega la novia a su hijo y los dos se sitúan para comenzar la ceremonia.

Cuando el pastor dice las últimas palabras: "Los declaro marido y mujer, puede besar a la novia", Christian levanta el velo que cubre la cara de Alexia y la besa con amor, de fondo los invitados aplauden y festejan la unión.

Alexia disfrutaba mucho de ser el centro de atención por una vez en su vida, se la veía muy feliz, bailaba y se ría todo el tiempo. Christian estaba extasiado mirándola y se alegraba de verla feliz. En un momento se acercó a ella y le dijo.

-Señora Grey está muy hermosa y me gustaría poder estar a solas contigo ahora.

-Señor Grey usted se ve muy guapo y a mi también me gustaría dejar de compartirlo.

-Le parece que nos vayamos a disfrutar de nuestra noche de bodas.

-Podemos irnos de nuestra fiesta?

-Si amor, podemos hacer lo que queramos. Vamos a saludar a mi familia y a los invitados.

Los dos saludan a la familia de Christian y se despiden de todos, que los acompañan al auto que los está esperando. Taylor le abre la puerta y Alexia antes de irse tira el ramo de novia, que lo toma Leyla. Christian la ayuda a subir al auto y lo rodea para subir el. Taylor arranca y se van, mientras todos felices saludan agitando las manos.

Christian reservó la mejor habitación del mejor hotel de Seattle para darle la súper noche a Alexia. Ya tenía todo organizado, se registró en el hotel y pidió que para esa noche le llevarán una cena especial con el mejor champagne, ellos solo tenían que llegar he ir a la habitación.

Así fue como sucedió, cuando estaban en la puerta de la habitación la tomó en brazos.

-Señora Grey como es costumbre la entraré en brazos.

-Pero esta no es nuestra casa.

-No importa pero cada puerta que atraviese contigo te alzaré porque me agrada mucho hacerlo.

Entran en la  habitación, que estaba toda decorada y tenía muchas flores, en el comedor de la habitación está la fastuosa cena que los esperaba.

-Christian esto es muy hermoso. Muchas gracias por hacerme la mujer más feliz del universo, yo voy a dedicar mi vida a amarte y hacerte muy feliz siempre. Te amo Christian.

-Alexia mi propósito en la vida es verte feliz y que puedas cumplir todos tus sueños, se que juntos lograremos ser felices.

Se funden en un beso profundo, que da y toma todo a su paso. Cuando se separan están sin aliento, pero se los ve rebosantes de amor.

-Vamos a comer que luego te quiero como postre, ven siéntate.

Los dos se sientan a comer, charlan sobre muchas cosas, sobre lo lindo que la pasaron en la fiesta, lo mucho que habían trabajado Grace y Mia para que todo saliera tan bien. Cuando terminaron de cenar la tomó de la mano y la llevó a la recámara, se paró frente a ella y le dio un casto beso en los labios.

-Ahora quiero saborear mi postre preferido, usted señora Grey, así que le voy a sacar ese hermoso vestido. 



Alexia

#1634 en Fanfic

En el texto hay: amor, amor besos romance sexo, jamiedornan

Editado: 13.10.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar