Un té "El Destino Nos Unió"

Tamaño de fuente: - +

Contacto con la Familia ||Capítulo 38||

Un Té
Capítulo 38

    — Nock, Nock, Nock—                                  

 — Abran la puerta policía nacional, si no abren nos veremos en la obligación de tirarla.                                   

 Max atranco la puerta con unas sillas y la cama ganando tiempo, ellos se pusieron todos en la ventana y se tiraron al patio trasero, todos cayeron en un matorral Max quejándose de que se había doblado el talón, cameloft diciendo de que era mucho para eso, y Rufius gruñendo por la incomodidad de la maleza y hierbas que habían, cuando salieron al muro estos se encontraron con una pared de hormigón de dos metros, ellos empezaron a subir sobre esa pared usando el método milenario de la pata de gallina en qué consistía en que uno se sacrificara y empezara a subir a los otros                       

 —¿Bueno pero quien iba a ser eso?  Dijo Max mientras se rascaba la barbilla.                                                Y todos los demás miraron al último que llego el desafortunado cameloft. Que venía quitándose unos montes que tenían pegado a la cara y el pantalón. Él se negó al principio pero cuando escucho a la policía acercarse       

 — Apártense todos voy a hacer la mejor pata de gallina en el mundo. Los chicos pudieron pasar el muro y se fueron a correr a la carretera, todos a su paso característico, llegaron a  una parada y pensaron en esperar el bus de la tarde que pasaba por allí, pero no podían quedarse mucho tiempo ya que la policía y la guardia los estaban buscando.                           

 Cuando estaban descansados de la corrida que le habían hecho hacer los policías ellos se pusieron a tramar un plan. Para llegar a esa misteriosa isla. Max dejo que Rufius  explicara todo. Con plena decisión de ayudar empezó a explicar en un buen castellano.                                   

 —Amigos debemos llegar a la isla donde está su amiga aqua y  así vengar mi honor será un placer ayudaros, tengo algunos contactos que nos pueden llevar pero necesitamos armas para atracar en la isla porque la seguridad de ese lugar es muy fuerte,  necesito un celular para llamar pero ninguno tiene uno así que debemos ir a la próxima ciudad para encontrar un celular y llamar a mis socios la maleza de esta nota será decisiva además debemos encontrar a alguien que nos pueda guiar en la isla para no ser capturado tengo un plan.                             

    Ellos no saben que yo me alié con ustedes entonces los llamare y diré que voy para allá, para cobrar mi pago esto bastara para distraerlos ustedes sacaran a aqua por detrás de la isla donde la lancha de mi amigos estará esperando y llamaremos  al general de la guardia civil para que los arreste eso será muy doloroso para ellos y mataremos dos pájaros de un tiro así como que limpiaremos nuestros nombres.                                  

  Luego de eso nos vendremos a vivir como si nada hubiera pasado, entendido todo.                                             —Si respondieron los demás en perfecta sincronía. 
Pasaron cuatro horas a pie hasta la próxima ciudad pero con los carteles de búsqueda, en sus cabezas y una recompensa millonaria los mejores cazas recompensas y funcionarios estaban detrás de sus cabezas. Así que solo Salas Max y Rufius fueron a la ciudad mientras que los demás se quedaban vigilando en las afueras.                                     

    Tuvieron que encapucharse para poder pasar desapercibido Rufius fue a alquilar un teléfono,  y Max lo acompaño mientras que Salas fue a buscar comida para el grupo, entro a la tienda y muchos de las personas se quedaron muy incomodas y algunos ya estaban llamando a la policía, cuando eso paso el saco el dinero de su bolsillo, y del  refrigerador de la tienda saco jamón y queso amarillo, busco pan y unas salchichas busco en total siete bolsas de pan, y el tendero cobro por los productos y además del cambio dejo propina,      

   Salas empezó a caminar por la calle pensando en cómo estarían sus padres y qué pensarían de todo lo que se le había inculpado, ellos sabían cómo era pero todo puede cambiar en unos segundos, la vida misma de nuestro héroe había cambiado de manera inesperada pero él no se sentina inconforme sino que caminaba con una sonrisa en su cara.                   



GOLLO D.

#955 en Otros
#104 en Aventura
#84 en No ficción

En el texto hay: romace, joven adulto, accion aventura y drama

Editado: 15.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar