Vampire Killer: El Duelo final

Tamaño de fuente: - +

El Terrible Ra (Capítulo 24)

 

EL TERRIBLE  RA (CAPÍTULO 25)

 

 

Un aura oscura recubría todo el cuerpo del brujo maléfico, las pupilas de sus ojos desaparecieron, el iris que lo recubría era negro. Nadie no comprendía como se había vuelto tan poderoso, y tampoco había sentido un poder tan tenebroso en ningún ser.

-¿Cómo has conseguido ese poder?.

- Invirtiendo vuestras enseñanzas si el objetivo era ayudar a la gente, yo creaba el caos, canalizando el poder, y haciendo sacrificio conseguí mutar la energía pura que mí maestro me concedió. ¡Yo lo llamo poder oscuro!. – explicó un sonriente Ra

- ¡Estás completamente loco!- exclamó Nadie

-¡Este Loco!, ha conseguido lo inimaginable, he conseguido la inmortalidad. Para ello tuve que hacer algunos experimentos tengo que reconocer que algunos me salieron verdaderamente mal. ¡Conseguía crear la inmortalidad del cuerpo pero no del alma!. ¡Eso era lo que realmente me importaba!. Intentar lo que vosotros hacíais pero de otra manera. ¡Ahora puedo decir con orgullo que lo he conseguido!. ¡Qué digo os he superado!.

-¡Uno de ellos!,¿ es tú amigo verdad?.

- ¿Qué te parece?. ¡Puedo traer almas incluso muertas!.

 

Leo y los demás estaban en shock viendo los recuerdos de Nadie. Gabriel es el que estaba más impresionado de todos después de todo había estado buscando la manera de traer de vuelta a Elena incluso adentrándose en otro mundo con la ayuda de Samantha. Y ahora se daba cuenta que había una posibilidad de traer de vuelta a su amada y que el único que podía volverla a sus brazos era ese maldito ser, mientras apretaba con fuerza sus puños.

 

Mientras los recuerdos del ser de otro planeta continuaban Nadie estaba totalmente asombrado de lo que había realizado ese humano que encontraron tiempo atrás. Lamentaba de corazón no haber hecho nada cuando podía haber evitado la muerte de su hermano. Estaba preparándose para atacar cuando perdió de vista a su rival que había desaparecido, incluso había borrado su aura para que no notara su presencia. Y entonces sintió una presencia detrás de él.

-¡Estoy aquí!-

- ¡Se ha vuelto extremadamente rápido!

 

Nadie saltó hacia atrás para evitar que su adversario le atacara, pero Ra no movió ni un solo musculo de su cuerpo, solo observaba a su rival que sabía muy bien que hacer.

-¡Hace mucho tiempo escuché una conversación vuestra!- empezó a hablar en un idioma inteligible.

- …- El hombre de otro lugar se quedó totalmente sorprendido al darse cuenta que estaba hablando en su idioma

- ¡Como ves también he conseguido hablar vuestro idioma!. Por eso ahora sé lo que hablabais cuando era niño y me ocultaba. ¡Quiero los objetos que trajisteis!. Sé que en vuestro planeta había un objeto muy importante, y que vosotros robasteis otros más del ser o los seres que conquistaron vuestro hogar. ¡Esos objetos tienen un gran poder!. ¡Y los quiero!.- ordenó el malvado Ra.

-¡Lo siento hermano pero tengo que detenerlo!- gritó al cielo,  estaba decidido a utilizar todo su poder para acabar con él.

 

Pero cuando estaba por atacarlo, Ra comenzó a recitar a unas palabras en un idioma desconocido, la lluvia que caía todo el rato cesó y el cielo tomó un color rojo era como si el mismísimo infierno se hubiera desatado en la tierra.

 

Un agujero negro apareció en el cielo, era una esfera que estaba haciéndose más grande ante la sorpresa de todos los presentes. Seth y Talos pararon su enfrentamiento al ver que el agujero que había aparecido en el cielo, algunos brujos de ambos bandos estaban siendo engullidos, los más cercanos a ese terrible agujero.

 

Samantha y Malco seguían su enfrentamiento, él chico no paraba de atacarla pero la joven evitaba cualquier hechizo o magia que él le enviara, estaba claro que ella era de mucho mayor nivel que él, pero no quería hacerle daño.

-¡Puedo notar en él una energía negativa pero no es de él!. ¡Es algún tipo de hechizo si pudiera quitarla!. Él volvería ser quien era.

 

Poco a poco el agujero se hacía más grande, mientras Nadie comenzaba a sacar toda la fuerza que habitaba en su ser para detener a su adversario.

-¡Te presento la dimensión oscura!. ¡Es un lugar donde todo aquello que entra en ella nunca vuelve, además al haber sido creada por mí, todo aquello que traga se vuelve poder para mí!. De aquí 20 minutos se habrá hecho tan grande que habrá absorbido todo, incluyéndote a ti.- dijo emocionado el enemigo

- ¡No si te detengo antes!- exclamó

-¡Vamos demuéstrame lo que tienes!.

 

 

 

CONTINUARÁ

 

 



Sentenzia

Editado: 15.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar