Verano Especial

Tamaño de fuente: - +

Capitulo 3. Un mapa para una despistada

Narra Cristina:

Un nuevo día, brilla el sol, y los pájaros cantan su canción para que nos despertemos con ilusión, excepto Alex, perezoso como siempre, no quería levantarse.

--Vamos Alex, levanta, Cristina ya está levantada-- Escuche mientras desayunaba tostadas con mermelada, aunque siempre he sido una chica delgada, no quiero estar sentada todo el día, en casa de mis abuelos no paraba quieta, me llegaron a decir "tengo una nieta hiperactiva" para ellos era bueno, ya que les recordaba momentos nostálgicos de cuando me perseguían por la casa o incluso por la calle.
--Mamá, no quiero levantarme-- escuche con voz débil 
--pues lo tendrás que hacer, tienes que ir a comprar el pan y algunas frutas--replico mi tía 
--Noo--Eso sí que lo escuche fuerte, me levante después de terminar mis tostadas y me acerque a las escaleras 
--¡Tía! ¡Si quieres puedo ir yo a comprar!-- le dije desde la planta baja, ella se asomó en la barandilla y me respondió --pero no conoces el pueblo-- y yo le conteste --Pues haz me un mapa, así exploro el pueblo--
--no se...-- se lo pensó mientras que mi primo le estaba diciendo "si, que vaya ella, se ha ofrecido voluntaria" mi tía tenia muy claro que no quería que su hijo estuviera en la cama todo el día, así que me dibujo el mapa y a él le hizo limpiar su habitación.

Salí a las 10:20 de la mañana, pase por el lado del coche de Alex, muy reluciente.
Crucé la calle y empecé al mirar el mapa, la verdad es que no se me da muy interpretar mapas, si, lo se, se lo propuse yo, pero lo hice porque no quiero quedarme en casa todo el dia, además, como Alex no queria levantarse, iba a tardar. El mapa me indicaba que fuera recto, asi que fui en la dirección que indicaba, al cruce, gire a mi izquierda, y para mi sorpresa me choque con Aarón, ¡Aarón! jijiji

--Lo siento, ¿estas bien? anda Cristina, que sorpresa verte-- Dijo al verme

--Hola, si, tranquilo, estoy bien-- respondi mientras él recogia mi monedero y mi mapa, mientras que él lo recogia, pude ver a Ivy a lo lejos, estaba sentada en un banco marrón, parecia triste.

--Bueno, ¿a donde vas?-- Me pregunto

--Voy a comprar, mi tia me dio un mapa y la lista de compras-- Le respondí

--Vaya, que bien, yo voy a trabajar, mi padre tiene un bar ahí, girando a la derecha-- Me indicó con las manos. --Algun dia podrias pasarte-- No lo dudes-- pensé

Nos despedimos y seguí mi dirección, Ivy aún seguia ahi sola, y como me pillava de passo, fui a verla, al acercarme a ella, no me vió, y seguí, hasta llegar al banco.

--Hola Ivy-- Dije toda contenta, ella me miro y volvió a dirigir su mirada hacia el suelo

--H-hola...--Dijo con voz triste, me estrañe, asi que me sente a su lado, parecia nerviosa, no sabia que le pasaba, alomejor no queria ser mi amiga...

--Una pregunta Ivy, ¿te incomoda mi presencia?-- Le pregunte para revelar sospechas

--No, no, de verdad, tranquila, no me incomodas, de verdad--

Me quede alucinando, paso de una voz timida y triste a una voz decidida y alta.

--Menos mal, una cosa, ¿quieres acompañarme a comprar?-- le pregunte levantandome del banco marrón. --Mi tia me ha pedido que compre el pan y algunas frutas, y la verdad es que no entiendo el mapa--

--¿Y Alex?--

--Alex esta durmiendo, es un perecoso, mi tia le ha hecho limpiar su habiatción--

--Esta bien, te acompaño-- Dijo animada, se levanto y nos fuimos a la panaderia, Ivy conocia el pueblo asi que terminamos rápido de comprar, quieria el pan, dos manzanas y tres platanos.

Al terminar, nos fuimos hacia mi casa, mientras andabamos, estubimos hablando, pero hablaba más yo que ella, casi no se nada de ella, Ivy me mirava de una manera un poco incomodante, pero no le daba mucha importancia, asi que fingi que no pasaba nada.

--¿Y que te parece Aarón?-- Le pregunte --Hoy me lo he vuelto a encontrar, ya van dos veces, la verdad es que es muy guapo, y muy atento, bueno claro, lo conoci ayer, no puedo hacerme ilusiones, pero creo que tengo posibilidad ¿no crees?-- Cada vez que mencionaba a Aarón, se ponia más nerviosa y más roja. --¿Ivy?--

--Lo siento Cristina, tengo que hacer una cosa muy importante, nos vemos despues ¿vale? adios-- Sin que pudiera decirle nada, se fue corriendo hacia atras, la verdad, no se que le pasa, alomejor le gusta Aarón también...
Si es asi, es normal que se hubiera puesto asi, yo también me hubiera puesto roja si a alguna amiga le gustase el mismo chico que a mi y no se lo hubiera dicho.



Heart Moon

Editado: 24.09.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar