Volver A Amarte

Tamaño de fuente: - +

Llovizna Gélida 3

Después del almuerzo Andrew y yo volvimos a nuestras oficinas. Era difícil pensar en la situación en la que me encontraba. Era inevitable volver a recordad todo, era como estar debajo de la lluvia mientras esta te golpea brutalmente en la cara, pero no podía hacer nada ya había aceptado el trabajo y mi deber era el cumplirlo, aunque eso me costara el corazón.

Cuando volví a mi departamento seguí con la lectura del poemario de Luka. No era difícil el ser atrapada por sus palabras profundas, en cada verso quería hacerte sentir cada sentimiento, como cada uno de estos te hacia sentir miles de cosas, lograr atravesarte de la mejor y más amarga manera. 

“Su timidez, su sencillez, mujer amada que ya te he encontrado. Sabía que estabas en algún lado de este mundo solitario. El saber que en tu mirada me encuentro es el mejor regalo. Tu felicidad se volvió en mi aquello lo cual veía desconocido, pues nunca fui amado. Tu calidez hace estragos en mi ser, de aquellos que nadie era capaz de traer. Tu vaivén junto a mi es la seguridad de que tú amada mujer te encuentres en mis brazos”.

Era inevitable el sentir cada una de sus palabras en mi cuerpo, era inevitable pensar que él las escribió y la manera en las que las transmite. Es bueno en lo que hace, en realidad es bueno en todo lo que hace. Tratar de pensar en él será un poco difícil temando en cuenta que ahora tengo que hacerme cargo de esta publicación, la parte ética y racional de mi dice que lo puedo lograr, que podre sacar a delante este nuevo proyecto. Pero la parte que se encuentra enamorada de él se siente vulnerable de una forma muy inestable. Quisiera decir que soy fuerte a sus palabras, inmune a ellas, pero eso solo sería engañarme.

A la mañana siguiente realice mi matutina rutina, me arregle para el trabajo y desayune de buena manera. Al ir de camino a la editorial iba pensando todavía en las palabras de Andrew. La fe que tiene en mi para este proyecto es importante, lo menos que deseo es defraudarlo. Sería lo peor que hiciera.

Al entrar a mi oficina me encuentra a lo persona que menos deseaba y esperaba ver.

–Señor Viansete, no lo esperaba esta mañana –  y era verdad. El verlo de frente, imponente con su altura recostado a mi escritorio, con esa mirada tan suya, no era lo primero que estaba dispuesta a ver en esta húmeda mañana.

–Puedo suponer que no.

–Pues supone bien, ¿Qué lo trae por mi oficina?

–Deje un poco las formalidades Alice – sigo estática en mi lugar, aun con mi degastado bolso en mi hombro. No había notado mi leve congelamiento – Quiero hablar contigo.

–No tengo nada que hablar con usted – empiezo a caminar con tranquilidad, para después rodearlo y poder sentarme en mi silla – A menos que sus asuntos se traten de su proyecto.

–Alice, por favor no seas tan dura conmigo – ese momento de mi sale una sonrisa melancólica. No lo pienso mucho y de nuevo me pongo en pie para enfrentarlo.

–¿Qué no sea dura contigo?, dime Luka ¿Acaso tu no lo fuiste conmigo? – lo veo bajar su cabeza – ¿Por qué no serlo?

–Sé que el haberte juzgado sin dejarte hablar estuvo muy mal, y créeme, cada día lo lamento – vuelve a levantar su cabeza para encontrar nuestras miradas – Por favor…

En ese momento oigo unos pequeños golpes en la puerta, para esta ser abierta lentamente dejando al descubierto el hermoso cabello de Andrew.

–¿Interrumpo algo?

–Para nada, pasa – lo veo entrar, con su traje totalmente impecable y al ser percibida por su mirada siento como mis mejillas se calientan y como esto hace aparecer una sonrisa en el rostro del susodicho – ¿En qué te puedo ayudar?

–Bueno, me han ahorrado el trabajo encontrándose los dos juntos – le da una pequeña mirada a Luka y luego a mí – Tenemos una pequeña reunión sobre el proyecto, con los demás departamentos.

–Entiendo – al decir esto, tomo mi laptop y me coloco al lado de Andrew – Sera mejor que no los hagamos esperar.

&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&

Como siempre muchas gracias por su apoyo, por sus "Me Gusta" y sus comentarios.

Nos seguimos leyendo...



E.D. Umaña

#1533 en Novela romántica
#356 en Chick lit

En el texto hay: trabajo, romance, vida

Editado: 02.09.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar