Wallas

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 10

 

Emma

 

Quise dejarlo todo, por todo

 

[…]

 

Despertar; para mí, era como renacer. Siempre con una sonrisa y una taza de café cargado. Bajar,  saludar a todas mis ''hermanas'' del orfanato y desayunar con ellas.
Pero hoy no fue igual.
Me desperté con un dolor de cabeza descomunal, increíblemente insoportable. Y para empeorar las cosas no me encontraba en mi cama. Estaba tirada en el suelo, de ley... ni en el mueble, ni en la mesa, sino en el SUELO.
Perfecto, nuevamente Emma Foster mostrándose toda una vagabunda. ¿Será que he sido una mendiga en una vida pasada? Si no ha sido eso entonces no sé como explicar mi mala suerte.
Me levanto del suelo, cuántos alimañas habrán pasado sobre mi cuerpo inmóvil durante la noche, me da repelús de solo pensarlo.
Y la encuentro parada en el umbral del comedor, con los brazos en la cadera y sus lentes de lectura sobre el puente de la nariz.

 

- Hermana René - exclamo sorprendida - buenas días

 

- Igualmente Emma, pero me lamento decirte que para ti no deben ser muy buenas

 

¿A qué se refiere? Volteo observando todo el lugar. Oh mierda.

 

- Feliz navidad - digo y la hermana frunce los años

 

- Deberías evitar beber mucho en las fiestas. Espero que en esta fiesta haya sido la primera vez que tomabas

 

Asiento.
La verdad es que tengo un problema con la bebida. Desde que comencé a trabajar en los pubs de mala muerte, también comencé a beber.
Pero algo no me queda cierto.

 

- ¿Ayer bebí?

 

- Si y mucho - me responde la hermana

 

Dios santo que barbaridades habré hecho en mi estado.

 

- Y ni que hablar del joven Wallas...

 

- Espera - la detengo - ¿Dijiste Wallas?

 

Ella asiente y recoge las cosas de la mesa.

 

- Si - dice y se encamina a la cocina conmigo pisandole los talones - la verdad que buen muchacho, te trajo ayer en la noche aunque jamás entenderé...

 

Pero la interrumpo por segunda vez.

 

- ¿Qué?

 

- Dios Emma, parece que nunca te acuerdas de nada

 

Le hago caso omiso y subo las escaleras.

 

[…]


Estamos en navidad. No voy a trabajar y como todos los años bebemos chocolate caliente a los pies del árbol navideño. Una tradición tal vez o una costumbre de las hermanas.

El árbol navidad es mucho más pequeño que Sindy y varios regalos son sacados de las cajas.

 

- Alice Prembay - llama la hermana Victoria y la rubia de Alice se levanta a recibir su obsequio - Emma Foster

 

Me levanto del suelo. Aún me duele el cuello de haber dormido ayer aquí mismo.
Tomo la caja en mis manos y me dispongo a sentarme pero nuevamente soy llamada.
Me entregan otra caja mucho más grande que la que recibí.
Todas ahogan un grito de sorpresa mientras que observo el nombre de los Mc' Onell aparece en la caja.
Perfecto.
Frunzo el entrecejo y me dispongo a abrir la caja. De esta encuentro mucha espuma que uno pone para envío y al fondo veo un sobre amarillo.
«Genial» - pienso
Sigo buscando. No son tan tontos para enviarme un sobre en una caja grande. Y encuentro algo más. Un cubridor de prenda. Agarro el gancho superior y lo levanto sacándole de la caja.
Todas me miran extrañadas. Tal vez es un vestido o algo y en el sobre habrá dinero.
Dejo las cosas a un lado y abro el sobre.

 

«Vacante de estudios en Reed High

 

NOMBRE: Emma Foster
EDAD: 17 años
PROMEDIO DE LOS AÑOS ANTERIORES: 16.4
La solicitud de estudios fue aprobada por el estado libre de Londres - Inglaterra.
La preparatoria Reed High está más que feliz por tenerla estudiando con nosotros.

 

La dirección»

 

¿Qué mierda?
Me apresuro a abrir el cubridor y en definitiva. Un uniforme totalmente soso es lo que encuentro.

 

- Quiero hablar contigo Emma - pide la hermana René susurrando a mi oído

 

Asiento levantándome de mi sitio para seguirla al pequeño comedor.
Ella se cruza de brazos al igual que yo manteniéndose erguida.

 

- Te lo iba a contar, los Mc' Onell quieren que estudies, por ahora no son tus padres legales, están apresurando el proceso de adopción por lo tanto pierden tiempo

 

- ¿Por eso me inscribieron en una preparatoria sin mi consentimiento? - espeto molesta

 

Molesta no, seria algo como furiosa. Si eso sería.

 

- Comienzas el próximo lunes

 

¿El próximo? Pero...
Y fue en ese momento cuando pensé en los pelirrojos.

 

- ¿Cómo haré con el trabajo?



MSA_MC

Editado: 26.02.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar