white girl

Tamaño de fuente: - +

Prologo

A los 8 años de edad presenció como su padre por primera vez golpeaba a su madre...

A los 9 años veía como su padre obligaba a su madre a encerrarse en el cuarto con hombres desconocidos, podía oir los gritos de su madre tan desgarradores que le erizaban la piel...

A los 10 años tuvo que escapar pues su padre quería encerrarla a ella con un hombre también pero con ayuda de su madre logró salir de allí....

Vagando por las calles con solo su pijama puesto no era una buena idea,  el viento frío de aquel invierno ya la había congelado y sus pies ya no los sentía, se rindió en un parque cercano, entre dos arbustos cayó. Unos ojos grises la observaban, la seguía desde que la vio correr de su casa, era hermosa y para lo que el había pensado para ella pagarían muy bien, se acercó a ella con una sonrisa amable...

-te encuentras bien? - la pequeña levantó la mirada y sus ojos de un extraño dorado dejaron paralizados a aquel chico, la pequeña se abrazo a el sin pensarlo, provocando que todo en aquel se moviera, fue tan repentino, tan abrupto,  que no le dio tiempo ni de esquivarla

-mi... mi madre... t.. tengo que ayudarla- sus sollozos eran incontrolables y por primera vez en su vida el chico decidió hacer algo relativamente bueno, la guió hasta su casa, la cual no se veía mal, al entrar por la puerta principal la pequeña pudo ver el cuerpo de su madre en el suelo sobre un charco de sangre, sin pensarlo y aún ella adolorida corrió hacia el, estaba muerta... el animal de su padre la había matado, sus pequeñas manos se hicieron puños y su enojo notable

-así que la pequeña niñita decidió volver para seguir con el trabajo de su madre- oír su voz le provocó asco, quería que se fuera y jamás regresara, aquel que se hacía llamar su padre dio un paso adelante en dirección a la pequeña pero el muchacho que aún estaba en la puerta principal saco un arma y le apuntó

-si da un paso más,  disparare - el hombre fruncio el entre cejó en señal de molestia

-quien eres para venir a amenazarme mocoso- antes de que alguno de los dos hombres presentes pudiera reaccionar,  la pequeña ya tenía en sus manos aquel arma y sin dudarlo disparo directo a la cabeza de su padre quien cayó al suelo haciendo un fuerte estruendo que hizo eco en el lugar, el muchacho miro con asombro a la pequeña,  su corazón dio un vuelco tremendo, esa niña que podía calcular tenía 10 años quizá, lo dudaba pues su delgadez no ayudaba a su deducción, jalo del gatillo sin titubeos y miraba el cuerpo de su padre sin ninguna señal de arrepentimiento, nunca antes había sentido algo parecido en su cuerpo, luego de ver aquella escena los planes que le tenía a la pequeña se fueron a la mierda, ahora tenía otro destino para ella y pobre de aquel que interfiera en sus planes....



saturnin4

#3100 en Fantasía
#1438 en Personajes sobrenaturales
#468 en Paranormal
#155 en Mística

En el texto hay: armas, amor, demonios y angeles

Editado: 02.11.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar